ORACIÓN A LA VIRGEN MARÍA PARA ABRIR LOS CAMINOS ( AMOR, BUENA SUERTE, FORTUNA, PROSPERIDAD, SALUD…)


Oh Virgen santísima,
Madre de Dios, Madre de Cristo, Madre mía,
mírame clemente en esta hora de miseria y calamidad.

<
Oh Virgen amada Madre mía,
enséñame a ser mejor
y a creer como has creído Tu.

Gracias por estar a mi lado cuando te necesito
gracias por venir en mi auxilio cuando sufro
gracias por ser mi refugio cuando busco protección.

Hoy confiadamente llego a Ti
para que me ayudes a conseguir paz, sosiego y estabilidad.

Bondadosa Madre, envía a tus Ángeles y Arcángeles
para que me iluminen con su luz benefactora
y así pueda ver la senda a seguir sin perderme.

Pide a Jesús que con su Preciosa Sangre
limpie y purifique todo el mal que me rodea
y queden mis caminos despejados,
y se abran a la fortuna y a la felicidad.Media por mí, dulcísima María
para que reciba bendiciones del Señor
y se aleje todo lo malo y lo injusto me impide avanzar.

Permite Madre que llegue a mi vida todo lo mejor
y se alejen las penas, las carencias y los problemas,
así como todo lo negativo y dañino que me rodea.

Pido sean abiertos mis caminos a la salud,
al amor, la amistad, la armonía, el compañerismo,
a la buena suerte, el trabajo, el bienestar y la prosperidad,
y sobre todo deseo recibir ayuda para:

(pedir lo que se desea conseguir en especial).

<img class="alignnone size-medium wp-image-4758" src="http://www.juditas.com/wp-content/uploads/2018/08/virgen-madre-01-300×300.png" alt="" width="300" height=""30<br"

Oh María, poderosa y benigna abogada nuestra,

oh Madre de la Divina Gracia,
desde el radiante lugar que ocupas en las Alturas
compadécete de los que padecemos
y tiéndenos tus siempre dulces brazos
para que obtengamos la ayuda que nos es necesaria
y que pedimos con fe y humildad.

Haz que nuestra fe
en Dios, en Cristo, en el Espíritu Santo,
sea siempre límpida, serena,
valiente, fuerte, generosa.

Madre digna de amor
Madre del Amor Hermoso,
¡ruega por nosotros!
Enséñanos a amar a Dios y a nuestros hermanos
como les amaste tú;

haz que nuestro amor a los demás
sea siempre paciente, benigno, respetuoso.

Oh María, causa de nuestra alegría,
¡ruega por nosotros!

Virgen Santa,

Amén.

Rezar tres Avemarías y Gloria.
Hacer tres días seguidos la oración y los rezos.

Deja tu peticion

comentarios


Like it? Share with your friends!

-1
3.3k shares, -1 points

log in

reset password

Back to
log in
Choose A Format
Gif
GIF format